Blogia
Desorden

EL POLLO AL LIMÓN

EL POLLO AL LIMÓN

En principio parecía un pollo al limón inofensivo.

El repartidor les había llevado la comida china que los cuatro amigos habían pedido. Entre la ternera al curry, los rollitos de primavera y los tallarines fritos había aparecido un plato de pollo al limón que no habían pedido. Un pollo al limón con un aspecto delicioso. Ninguno de los cuatro pudo evitar la tentación de probarlo.

Lo mismo ocurrió en miles de hogares en el mundo entero.

Pocas horas antes, en la cocina del restaurante chino se había encendido una luz roja. Una inocente bombilla de color rojo cuyo significado conocían todos los presentes en esa cocina. Un significado cuyo contenido nunca habían relatado a nadie. A nadie que no fuera chino. Una luz roja que se encendió en esa cocina y en todas las cocinas de todos los restaurantes chinos que existían a lo largo de todo el planeta. Todos ellos conocían el significado de esa luz roja. Un mensaje sencillo, pero certero: "Ha llegado el día".

El plan del gobierno chino había salido a la perfección. Durante años se ganaron la confianza de occidente, de todos los pueblos no comunistas. Poco a poco, durante décadas, se establecieron en diferentes comunidades, y ofrecieron a los habitantes de todas las naciones su gastronomía. Con el tiempo, se convirtió en costumbre pedir comida china. Hasta el punto de que se podía asegurar que en una sola noche suficiente gente comería comida china. Suficiente gente como para que su ausencia generará un caos tal como para que el pueblo chino pudiera hacerse con el control del mundo entero.

"Ha llegado el día". Y la Revolución China llegó a través de un pollo al limón. Un pollo al limón que acabó con las vidas de cientos de miles de personas en una sola noche. Un pollo al limón que causó la mayor tragedia de la humanidad. Un pollo al limón más letal que un meteorito gigante, un diluvio universal o una nueva era glacial.

En principio parecía un pollo al limón inofensivo...

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

2 comentarios

ace76 -

Voy a dejar de pedir comida china y todo será por tu culpa!

dee -

Jajajajaja!
Me recuerda a un libro que leí de pequeño sobre unas brujas que querían acabar con todos los niños convirtiéndolos en ratones. Hicieron más o menos lo que dices.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres